9 de agosto de 2021

ONU ALERTA SOBRE GRAVES CONSECUENCIAS PARA LA HUMANIDAD POR EL CALENTAMIENTO GLOBAL

La temperatura global aumentó más de 1,5 grados por la emisión de gases de efecto invernadero

“Una alerta roja para la humanidad”, así describió António Guterres, secretario general de las Naciones Unidas, el informe histórico (el más completo hasta la fecha) del Panel Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), que fue publicado esta jornada. 


Se analizaron 14 mil artículos científicos y la conclusión es que durante las próximas décadas se producirán cambios climáticos, a raíz del calentamiento global, como un importante aumento de la temperatura global por las continuas emisiones de gases de efecto invernadero. Además, no se descarta que suba el nivel del mar, en torno a 2 metros a finales de este siglo (5 metros el año 2150).


Para la investigadora de la Universidad de Oxford, Friederike Otto, “el cambio climático no es un problema del futuro, está aquí y ahora y afecta a todas las regiones del mundo".


Este informe dejó en evidencia que estos cambios climáticos serán irreversibles, desde siglos a milenios. Los océanos seguirán calentándose y se volverán más ácidos. Los glaciares de montaña y polares seguirán derritiéndose durante décadas o siglos y las consecuencias seguirán empeorando con cada calentamiento, muchas de éstas no tendrán vuelta atrás", afirma el informe.


Proyecciones


El año 2040 la temperatura global alcanzará 1,5ºC, a raíz de las emisiones de dióxido de carbono, pero en caso de que no disminuyan drásticamente en los próximos años, podría adelantarse.


Se observará un aumento de fuertes lluvias a nivel global, junto a algunos tipos de sequías en algunas regiones del mundo.


Pese a las cifras negativas, los científicos creen posible reducir las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel global a la mitad el año 2030, y lograr cero emisiones netas a mediados de este siglo. Es decir, estiman que se puede detener y revertir el aumento de las temperaturas.


¿Y cómo se lograría? Con la utilización de tecnología limpia. Además, las emisiones restantes serían enterradas, a través de la captura y almacenamiento de carbono, o serían absorbidas con la plantación de árboles.